“Hay mucha innovación muy dispersa pero no es sistemática”


Alejandro Artopoulos, director del Laboratorio de Tecnologías del Aprendizaje en la Escuela de Educación, reflexionó en la revista InfoTechnology de diciembre sobre los avances tecnológicos en la industria del agro.

“El crecimiento del sector amplía el espacio de oportunidad para soluciones tecnológicas, que ayuden en materia de eficiencia, productividad y la tan mentada competitividad entre otras variables”, afirmó el docente de la cátedra de Sistemas de Tecnología de la Información de la Maestría de Agronegocios. “Hay mucho trabajo local para hacer. Varias de las tecnologías que están disponibles son carísimas y sólo las grandes empresas pueden bancarlas. No cualquiera se puede dar el lujo de pagar US$ 50.000 por dron, por eso la adaptación de la tecnología al uso local es fundamental", indica.

"Se trata de agregar valor. Hay empresas que tienen dispositivos de sensores en tractores, que generan los datos pero no los están usando. Hay mucha innovación muy dispersa pero no es sistémica. Falta que haya un mercado de servicios estandarizados que sean comprados por muchos productores. Y eso también tiene que ver con la salud de la economía agropecuaria. El modelo productivo de la agricultura pampeana fue, desde los años noventa, muy consumidor de TIC pero muy local”, señaló el académico.

InfoTechnology
23 de Diciembre de 2016