En contexto

Enfoques sobre la actualidad del país y del mundo

Comunicación Institucional

San Andrés en imágenes

Galería multimedia

+ San Andrés

Actualidad

Diego Reynoso: “La Presidenta le puso freno al PJ eligiendo a Zamora al frente del Senado”

“Indirectamente Cristina Fernández se garantiza con esta determinación que el justicialismo no traduzca el poder político de facto en poder institucional”, opinó el profesor del Departamento de Ciencias Sociales de San Andrés.

La decisión de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner de ubicar al frente del Senado al santiagueño Gerardo Zamora “le pone freno” a la influencia de los legisladores del Partido Justicialista que forman parte del Frente para la Victoria y vuelve a instalar como “un tema”  la posibilidad de que la mandataria culmine su gestión antes de 2015, opinó hoy Diego Reynoso, profesor del Departamento de Ciencias Sociales de la Universidad de San Andrés.

“Con la designación de Zamora el kirchnerismo le está tratando de poner un freno al PJ. Pero el problema es que el PJ puede decir que a futuro no es adentro del partido donde tiene que jugar políticamente y eso puede significar un gran problema”, comentó.

Reynoso, doctor en Ciencia Política e investigador del Conicet, consideró que la jefa de Estado buscó con su determinación “limitar los movimientos de autonomía del PJ”, aunque con el “riesgo de que individual o colectivamente los senadores justicialistas respondan a este gesto de desconfianza”.

“Considerando el clima de opinión que se pregunta si se cumplirá o no el mandato que vence en diciembre de 2015, lo que hizo la Presidenta es ‘poner’ al vicepresidente. Porque queda claro que Amado Boudou, complicado judicialmente, puede no ser eventualmente un reemplazo políticamente viable, por más que sea formalmente el vicepresidente. En ese escenario –agregó Reynoso- le seguiría la, hasta hoy, presidenta provisional, Beatriz Rojkes de Alperovich, pero es claro que no tiene un liderazgo legitimado por sus compañeros”.

Según el profesor de San Andrés, la Presidenta “instala el tema de si llega o no a 2015. Podría no haber dejado que surgiera el liderazgo político e institucional en el Senado. Podría haber sido Miguel Ángel Pichetto, Aníbal Fernández o incluso algún senador más kirchnerista. Pero es claro que eligiendo a Zamora no le deja esa iniciativa al partido”.

“Dentro del bloque del FPV el mayor número de senadores corresponde al PJ, no a los aliados kirchneristas”, explicó Reynoso, y sostuvo: “Así ha sido diría el 80% del tiempo desde 1983. En 2001, después de la elección de medio término, hizo valer esa mayoría eligiendo a Ramón Puerta presidente provisional del Senado durante el gobierno del radical Fernando de la Rúa. La Presidenta, controlando la selección y elección de Zamora, envía un mensaje”.

Para el politólogo, “indirectamente la Presidenta se garantiza” con esta determinación “que el PJ no traduzca el poder político de facto en poder institucional”.

“Los incentivos para que la Presidenta termine o no son muy diferentes si el reemplazo formal de ella es un radical K o un senador del PJ. De modo que, por defecto, Zamora puede jugar como contención. Digamos que la estrategia podría leerse eventualmente así: ‘Pongo un radical para que sepan que si me hacen algo a mí, va él, no ustedes’. La Presidenta sabe que se lo hicieron a De la Rúa. Dice: ‘No les doy el poder institucional porque lo pueden usar’. Lo que la Presidenta está viendo es eso: ‘Acá son todos Frank Underwood, entonces no puedo poner un Frank Underwood’” en la presidencia del Senado, señaló Reynoso.