En contexto

Enfoques sobre la actualidad del país y del mundo

Comunicación Institucional

San Andrés en imágenes

Galería multimedia

+ San Andrés

Actualidad

Enrique Treviño: “En Chile hay una cultura de la evaluación que es muy resistida por los docentes”

El director Ejecutivo del Centro de Políticas Comparadas de Educación de la Universidad Diego Portales dictó en el campus el seminario de Investigación "¿Cómo mejorar la calidad de la educación inicial? Lecciones del proyecto ‘Un Buen Comienzo de Chile". La actividad fue organizada por la Escuela de Educación de San Andrés.

El proyecto “Un Buen Comienzo”, promovido en 2008 durante el primer gobierno de la presidenta chilena, Michelle Bachelet, tiene como objetivo lograr el crecimiento profesional docente, fortalecer sus capacidades y, por esa vía, mejorar el desarrollo educativo de los niños del nivel inicial, especialmente los que concurren a escuelas situadas en municipios de Santiago de Chile y que se encuentran en los sectores más bajos de la sociedad.

Enrique Treviño, doctor en Educación por la Universidad de Harvard, trabaja en la evaluación de políticas y programas en distintos niveles educativos en América Latina. Su investigación se enfoca en comprender los mecanismos que producen distintos efectos de las iniciativas educativas. Actualmente se desempeña como director Ejecutivo del Centro de Políticas Comparadas de Educación de la Universidad Diego Portales, donde dirige proyectos de investigación científica financiados por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología de Chile, UNESCO, PNUD y la Agencia de Calidad de la Educación de Chile.

“Un Buen Comienzo” buscó enfocar su objetivo en mejorar el desarrollo temprano de los niños en el nivel inicial, porque, sostuvo, está comprobado que 30 o 40 años después las personas que tuvieron una buena educación entre los 0 y 6 años disfrutan una mejor calidad de vida.

Durante cuatro años el proyecto intentó, entre otros puntos, reducir los niveles de dificultad en la lectura que experimentan los niños en contextos vulnerables; promover la participación de los padres como primeros educadores de sus hijos; y acompañar el trayecto educativo con un control sanitario. “En Chile se exige que los niños se realicen mensualmente un chequeo médico de rutina”, explicó Treviño.

El experto chileno también se refirió al programa “Mejora Continua”, que procuró resolver algunas falencias halladas en los resultados de “Un Buen Comienzo” y que, entre otras cuestiones, trabajó sobre la detección de un alto componente de ausencia de los niños durante el ciclo lectivo: “El 65 por ciento de los alumnos falta dos meses o más a la escuela durante el año”, indicó.

Además, se detectó que en una jornada de cuatro horas solo se trabaja el desarrollo del lenguaje durante 12 minutos.

“En Chile hay más apertura para la evaluación en comparación con la Argentina, que tiene muchos problemas para aceptar que hay que publicar los resultados. Hay una cultura política que hace que no esté bien vista la difusión de datos. Y cuando digo político no me refiero solo a un gobierno, sino a algo instalado culturalmente”, opinó Treviño.

Al respecto, señaló que en el país trasandino se publican los informes “para poner en cuestionamiento las políticas públicas”.

“Hay en Chile una cultura de la evaluación pero que es muy resistida por los profesores”, culminó.