En contexto

Enfoques sobre la actualidad del país y del mundo

Comunicación Institucional

San Andrés en imágenes

Galería multimedia

+ San Andrés

Actualidad

Sebastián Saiegh: “Por ahora el shutdown no generó mayores contratiempos en la vida cotidiana de Estados Unidos”

El profesor asociado en el Departamento de Ciencia Política en University of California, San Diego, detalló la situación en el país norteamericano tras el desacuerdo en el Congreso entre demócratas y republicanos que trabó, desde hace una semana, la aplicación del presupuesto para el nuevo año fiscal.

“Con mi familia estamos pasando el año en Washington DC, así que tenemos una visión muy cercana a lo que pasa en la cuidad. Y, por ahora, el ‘shutdown’ no tiene mucha influencia en la vida cotidiana, sobre todo comparado con episodios colectivos en la Argentina como cortes de tránsito y manifestaciones”, dijo Saiegh, quien tiempo atrás brindó un Curso de Verano en la Cátedra Estados Unidos de San Andrés.


Hace una semana comenzó en Estados Unidos el nuevo año fiscal, pero la discusión del presupuesto para financiar al gobierno federal se encuentra bloqueada a raíz de discrepancias surgidas en la implementación del plan de salud, una de las principales reformas impulsadas por la gestión Obama.


El "shutdown" implica la cancelación de servicios públicos no esenciales para financiar, por ejemplo, la labor de los trabajadores de las actividades en los parques nacionales, museos, zoológicos y otros monumentos, entre otros sectores. Según la prensa estadounidense, la Estatua de la Libertad, uno de los símbolos de Nueva York, no permite el acceso de visitantes. La situación afecta a unos 800 mil empleados


¿De qué modo podrá resolverse la puja entre demócratas y republicanos en el Congreso?


Sebastián Saiegh: La gran pelea de fondo va se la discusión del debt ceiling (techo de la deuda). Ahí sí las cosas se van a poner un poco más complicadas. La gran incógnita es qué va a pasar dentro del Partido Republicano y si los senadores se van a imponer al ala más radical de los miembros de la Cámara de Representantes. No creo que haya que descartar una negociación sobre el Sistema de Salud, pero tiene que incluir alguna solución que le permita a Obama mostrarse como el ganador.


Da la sensación de que en el último tiempo el perfil político de Obama quedó lesionado por esta situación interna y algunas externas, entre ellas el conflicto con Siria, la discusión diplomática con Rusia y las denuncias de espionaje que hicieron que la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, desistiera de reunirse con él. ¿Creés que todavía está a tiempo de revertir este estado?


Sebastián Saiegh: Mi sensación es que todas estas situaciones confirman lo que ocurre cuando los líderes tienen muy poca experiencia política práctica. Obama es un gran orador y ha sido magnifico para la gran Política; es decir, movilizar a grandes sectores de opinión en la ciudadanía, brindar una visión de cambio, mirar hacia el futuro, etc. Pero, cuando se trata de anudar acuerdos, entrar en el toma y daca, en la negociación política con minúscula se ven todas sus limitaciones. Obama tuvo una carrera meteórica, y si bien estuvo en el Senado no paso allí el tiempo suficiente para aprender el oficio de la política. Puedo citar como un ejemplo parecido el de John Kennedy, que también fue un ícono pero no un gran político para llevar a cabo negociaciones de toma y daca. En cambio Lyndon Johnson, su sucesor, fue su contratara: el negociador por excelencia y quien obtuvo en gran medida muchas de las iniciativas legislativas que Kennedy había perseguido, como por ejemplo la legislación sobre derechos civiles.