Lucas Grosman


 

La complejidad de un mundo globalizado y los permanentes cambios que se producen en la manera en que los individuos se vinculan en el ámbito privado y público proponen nuevos desafíos en la enseñanza y el ejercicio de la Abogacía.

La Universidad de San Andrés promueve una concepción moderna y estimulante del Derecho. La habilidad de repetir de memoria las distintas leyes ya no es útil, eficaz ni valorada. Los escenarios actuales requieren que los estudiantes logren comprender los problemas que el derecho pretende resolver y que estén en condiciones de dar los mejores argumentos, es decir, los más inteligentes y persuasivos.

A través de clases dinámicas donde se debaten cuestiones de actualidad nacional e internacional y la inclusión de materias que fomentan enfoques interdisciplinarios como la economía, la sociología o las nuevas tecnologías, se desarrollan en los estudiantes habilidades para responder con eficiencia a las nuevas situaciones que plantea el ejercicio del derecho.

Entendemos que nuestros estudiantes deben estar preparados para interactuar en un mundo globalizado. Por eso, contamos con profesores que se han formado en las mejores facultades de Derecho del mundo y forman parte de una comunidad internacional de profesionales e investigadores.

Además, recibimos constantemente la visita de distinguidos profesores extranjeros que dictan seminarios e interactúan con nuestros alumnos y profesores, y fomentamos los intercambios de estudiantes con universidades de todo el mundo.